Condiciones de paz

blog_banner_hc291.jpg

Hay quienes no arriesgan y tampoco pierden. Sus frases comunes son: “No avanzo, pero tampoco retrocedo” “No gano, pero tampoco pierdo” Y así se viven la vida. Bajo condiciones de paz. Para lograr algo en la vida es necesario obrar diligentemente: Se requiere un alto grado de interés y atención para alcanzar el éxito en la vida. 

Porque ¿quién de vosotros, queriendo edificar una torre, no se sienta primero y calcula los gastos, a ver si tiene lo que necesita para acabarla? No sea que después que haya puesto el cimiento, y no pueda acabarla, todos los que lo vean comiencen a hacer burla de él, diciendo: Este hombre comenzó a edificar, y no pudo acabar.

¿O qué rey, al marchar a la guerra contra otro rey, no se sienta primero y considera si puede hacer frente con diez mil al que viene contra él con veinte mil? Y si no puede, cuando el otro está todavía lejos, le envía una embajada y le pide condiciones de paz. Así, pues, cualquiera de vosotros que no renuncia a todo lo que posee, no puede ser mi discípulo.
Lucas 14:28-33 (Reina-Valera 1960)
 


Hay quienes no arriesgan y tampoco pierden. Sus frases comunes son: “No avanzo, pero tampoco retrocedo” “No gano, pero tampoco pierdo” Y así se viven la vida. Bajo condiciones de paz. Para lograr algo en la vida es necesario obrar diligentemente: Se requiere un alto grado de interés y atención para alcanzar el éxito en la vida.  Considera estos tres puntos. 
titulares_numero_1.png

  • Piensa, medita, reflexiona y capitalízalo. Señala a donde te diriges. Apunta tus fuerzas hacia ello. Invierte todo en ello. No ates tu Fe a tu presupuesto. Libera tu Fe a lo posible de Dios.

 titulares_numero_2.png

  • Mira, observa, enfócate y termínalo. Ya que hayas pensado en la meta, ahora, obsérvate en el fin y no te limites solo con el comienzo. ¿Cómo te ves al final de la carrera? ¿Cómo te ves al otro lado de tus limites?  Disciplina tu vida comenzando y terminando todas las cosas pequeñas que emprendas. Cuando menos lo pienses, estarás logrando las cosas grandes que soñaste.

 titulares_numero_3.png

  • Rehúsa, niega, rechaza toda condición de paz. Las condiciones de paz son las que se te imponen y no las eliges tú. Por eso, no optes por ellas. Qué es más difícil, derrotar a veinte mil hombres, o simplemente a un solo hombre. Planea e inyecta un plan para alcanzar la victoria. Levanta una estrategia y cámbiales la óptica a tus hombres.

Mira esta promesa que Dios le dio a Gedeón….  


 …Ciertamente yo estaré contigo, y derrotarás a los madianitas como a un solo hombre.  
Jueces 6:16
   


COMO UN SOLO HOMBRE DIOS TE ENTREGA A TUS ENEMIGOS….  AQUELLOS GIGANTES QUE TE AGOBIAN..   
Años después puedo ver al pequeño David decirle a Dios:  [ Esta bien,, Si tú vas acabar con todos mis enemigos, por lo menos, déjame al más grande para mí.]   
AVIVES [ SOY LA REVOLUCION ]

Etiquetas: , , , , , , , , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: